El “ingeniero” Llamas y Chuyito Michel, se hicieron ojo de hormiga

ContextosGerardo Sandoval

Los extraños manotazos ocurridos en los últimos días en los mandos policiacos han sido de sonantes rebotes, un peloteo que elimina aspirantes potenciales a relevar del profe Luis Michel y catapulta a sus adversarios del partido. Al propio Michel, algunos morenos lo ven ya fuera de la alcaldía, al mismo tiempo que sufre la merma de activos de su entorno, al menos uno de su línea sucesoria ya anulado.

Los últimos sucesos han metido en problemas al alcalde Luis Alberto Michel Rodríguez, un efecto dominó que afectó a  buena parte de su equipo, entre ellos a su coordinador de gabinete, Salvador Llamas Urbina y a su hijo, Jesús Michel López.

Llamas y Chuyito dejaron solo al alcalde cuando en cascada vinieron las crisis. Ninguno de los anteriores ha aparecido en la última semana, vacío que ha sido aprovechado por facciones internas que abiertamente le disputa a “los michelboys” la candidatura a la alcaldía para los comicios de 2024.

Mientras Chuyito registra notoria ausencia y la prolonga, el que se hace llamar “el Ingeniero Llamas”, no tiene forma de probar que en efecto, es ingeniero de profesión. Algunos antiguos amigos de Salvador Llamas nos habían afirmado que el asesor de Michel no era ingeniero ni nada parecido. En la búsqueda de saber si es “ingeniero”. Al cabo de varias consultas en el área de profesiones de la Secretaría de Educación se obtuvo el mismo resultado: “No se encontraron datos de: Salvador Llamas Urbina”.

Es decir, no hay constancia de ningún registro federal de cédula ese nombre y entonces, al no haber un “ingeniero Salvador Llamas Urbina”, si como tal el director del Seapal ha firmado algún documento oficial habrá incurrido en la usurpación de una profesión.

A estas alturas del juego, transcurrido el primer tercio de los 9 innings del partido de pelota, ya es tiempo que el profe Michel advierta que sus dos principales asesores, uno reconocido, el otro no, le han acarreado puras calamidades a su gobierno. Consecuencias de esas asesorías son las crisis que ahora lo acorralan y amenazan colocarlo en el jaque del tablero.

Dicen los enterados que para un alcalde, el primer año es el de las enseñanzas, el segundo para mostrar músculo y el poder y el tercero, para consolidar el liderazgo de su gobierno y, consumada la reforma releccionista, perfilarse al segundo periodo.

Pero al profe, cuando no le llueve le llovizna. Después de salir de una semana infernal, se le antojó celebrar el primer aniversario de su triunfo electoral y ofreció un fiestón en la plaza principal de Ixtapa. Hubo jamaicana completa, agua de todos sabores y banda.

Las críticas le llegaron de adentro y de los correligionarios del profe le dejaron caer una andanada de cuestionamientos. La página “Morena la esperanza de Puerto Vallarta” y desde ahí le recetaron una antología de recomendaciones. De ahí tomamos lo siguiente: “ASÍ NO Profe, en este espacio nos hemos pronunciado por apoyar su posible reelección, es un buen líder pero no es copiando los despilfarros de Luis Munguía como se logra el apoyo del pueblo, eso es engañarse porque la gente va por el grupo. Usted ganó por miles de mujeres y hombres que lo apoyamos y no coincidíamos con el pan y circo del MC. Como lo hace nuestro presidente Andrés Manuel López Obrador presente informes al pueblo de porque Vallarta eligió bien por la 4T. No se deje engañar usted es humilde y entiende los principios de Morena. Vamos con usted pero corrija el rumbo. Morena somos todos y no unos cuantos. Somos 4t”

Los pasos dados por Michel Rodríguez no han sido bien afortunados. Cuando se consumó lo del relevo en la policía municipal a principios de la semana pasada, ocurrió una extraña declaración. Dijo que lo del comisario, capitán Luis Fernando Muñoz Ortega, fue para atender males de salud y que el nombramiento de Israel García Mosqueda, era temporal. Tal vez nuestra lectura no fue del todo precisa pues lo del mando provisional fue tan fugaz que se le puso final la mañana de este martes 7 de junio. Acaso una semana después, se suscitó otro relevo. En 8 meses, Michel ya suma tres jefes de la seguridad pública.

Al final, Michel tiene una crisis en su policía y ahora que tan necesitado está, sus asesores se hicieron ojo de hormiga.

Ahora, de ningún modo nos asombra que al profe lo zopilotean desde adentro y desde afuera. No debe de olvidar que dentro de Morena culebrean las arenas movedizas para hacerlo trastabillar y sacarlo de la jugada. Por lo menos dos grupos se han propuesto cobrarle facturas y afrentas. Estas tienen con viejos y nuevos acuerdos y compromisos incumplidos. Michel no les cumplió precisamente por la injerencia de su hijo y de Llamas. Atareado en sus prioridades personales, Michel permitió a Chuyito y al zacatecano Llamas y fueron estos quienes a su nombre tomaron todo tipo de decisiones.

Quien sabe qué pasará con los relevos de mandos policiales. En la tercera semana de enero del año pasado, un oficial de la Semar asumió el mando de la policía local por decisión del gobernador Enrique Alfaro. Aquella vez no tomó del todo por sorpresa pues un mes antes había ocurrido el homicidio del ex gobernador Aristóteles Sandoval. Sin embargo, cuando la mañana de martes Michel fue informado que la Marina estaba en el cuartel de su policía, él y su equipo parecían haber entrado en pánico. “(En la oficina del alcalde) andaban vueltos locos” Ese es el reporte dado al autor por un regidor.

No es que aplaudan lo que ha ocurrido pero seguidores de los dos legisladores de Morena, el diputado federal Bruno Blancas Mercado y la diputada local, Yussara Canales, siguen con atención los acontecimientos y toman posiciones. La diputada Canales, renueva esfuerzos y construye relaciones con el afán de perfilarse como la opción capaz de sustituir los vacíos que el equipo de “los michelboys” ha dejado en su confusa e inesperada “desbandada”.

Revolcadero

Solo por subrayarlo. Durante toda la mañana del martes reinó el desasosiego y el desconcierto entre elementos de la policía municipal que no con sorpresa y resquemores recibieron a personal de la Secretaría de Marina tomar por segunda vez de enero del año pasado a la fecha. Decían que no hubo oficio de por medio y que el alcalde Luis Michel no daba explicaciones. Ya en las primeras horas de la tarde se difundió una circular dirigido a subdirectores, jefes y encargados de áreas adscritos a la Dirección de Seguridad Ciudadana en la cual el alcalde Luis Alberto Michel Rodríguez notifica que a partir de la fecha toma el mando de Comisario el capitán de fragata, Eloy Girón Alcuria. No entendemos cómo se comparten responsabilidades pero que se trata de un mando bajo el esquema de mando mixto. Si hacemos un poco de memoria, en enero del 2021, el gobernador Alfaro se atribuyó la decisión y alegó que la llegada del Capitán de Navío, Fernando Viveros Hernández no era una “intervención”. Una versión presume que en la reunión del Consejo Estatal de Seguridad celebrada en las instalaciones de la Zona Naval el martes 1 de junio, con asistencia de Alfaro, se informó del cambio que se venía. Eso hace dudar de la supuesta muina de Michel, la mañana de este martes 7. ****** Por cierto, entre quienes se desató cierto pánico fue entre muchos asistentes a los festejos que la semana pasada hubo a propósito del llamado Pride Vallarta 2022. Sucedió que hubo tejano, visitó entre otros sitios de fiesta el Mantamar Beach Club, allá por la Playa de Los Muertos. Y pues que ese médico de profesión, del cual las autoridades se reservan su identidad ha resultado ser el primer sospecho caso detectad en el país de ese nuevo mal denominado “viruela del mono”. La ficha de la ruta previa al arribo a nuestro destino ya se ha hecho pública. Diez días antes de llegar, había visitado un país europeo. Ya acá, al tercer día sintió síntomas característicos de dicho virus y buscó atención en un hospital privado. Apenas le dijeron de ser sospecho de portar ese virus que asusta y ya azota a los humanos, se las arregló para salir del hospital y casi de inmediato abandonar el país. Cuando las alertas se encendieron el visitante ya estaba de regreso en su natal Dallas, Texas. El llamado de las autoridades sanitarias a quienes asistieron al Mantamar Beach entre los días 27 de mayo y 4 de junio, si presentan alguno de los síntomas, vayan al Laboratorio Regional de Salud Pública, allá pegado al Centro de Salud “Roberto Mendiola Orta, en la calle Rivera del Río, número 200 en El Remanse. ****** Ha. Y a la búsqueda de sospechosos de poseer esa viruela símica, o  mal del orate les ha dado por llamar a otros, se unió el gobierno municipal de Luis Michel que redactó el comunicado 644 invitando a los vallartenses a tomar medidas preventivas y así ahuyentar ese mal… y también virus del Covid-19, que amenaza la salud de nativos y visitantes. “En primer lugar a que no haya alarma, porque el hecho de que se esté reportando que hay un caso no significa que va a haber ya una pandemia, sino a que se cuide, que si en un momento dado una persona presenta los signos y síntomas de esta enfermedad, que es la fatiga, la fiebre, el dolor de garganta, sobre todo las pústulas que aparecen en la piel, acuda a cualquier centro de salud o aquí con nosotros a Servicios Médicos Municipales y la revisamos y vemos si hay algún problema”, prometió el médico Salvador “el charolo” Flores Navarro, titular de los Servicios Médicos Municipales.